Coalición izquierdista para 2009: Posibilidades, peligros y retos

Hace unos días leí una noticia que me puso los pelos de punta y me erizó la piel. No se si de felicidad, miedo o incredulidad, pero es algo que no me esperaba. Por primera vez en la historia reciente de la izquierda salvadoreña se están poniendo la mano en la conciencia y están pensando con decencia. Especialmente el Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) que siempre había sido de corte separatista. Hasta hoy veo que la izquierda quiere ganar las elecciones, ya que antes habían actuado como omnipotentes, pero hoy ya cayeron en la cuenta de que solos no ganan y han propuesto unirse con los demás partidos de izquierda y centro-izquierda con un solo objetivo: “sacar a ARENA del poder”. Solo espero que no sea como en otras ocasiones: la propuesta se dio pero nunca terminó de cuajar.

Teóricamente, el FMLN, CD y FDR estarían formando una coalición para enfrentarse al partido gobernante “por la urgente necesidad” de sacar a ARENA del poder. Y es que el tiempo es propicio ya que la imagen del partido de extrema derecha está tan desgastada con 18 años en el poder y su negro pasado durante la guerra que si los progresistas se agrupan y aprovechan este deterioro es probable que ganen.

En caso de coalición se mira solo un inconveniente, y ojalá ARENA, aunque creo que ya se percató hace mucho de ello, no lo aproveche, el FMLN siempre han gozado de una reputación de, como lo dije antes, separatista. La ortodoxia con la que el Frente se maneja puede ser causa de una eventual nueva desunión de las izquierdas. Es más, puede ser que vuelvan a dejar los problemas internos al descubierto. Para remediar esto, los farabundistas deben suavizar un poco su lineamiento y buscar las similitudes, que seguramente tienen, con el resto de los partidos progresistas. A la vez, deben luchar por mantenerse unidos y de acuerdo para que la derecha no atente, como siempre, a marcar sus discrepancias y desunirlos. Como dice la canción: “El pueblo unido jamás será vencido”.

Cuando en un mismo país hay varios partidos izquierdistas es porque hubo uno primordial (que no es el FMLN) pero se dividió. Este era el Partido Comunista Salvadoreño que con el correr de los años, y con el constante bombardeo mediático y gubernamental, se marcaron profundas diferencias entre los grupos que lo formaban hasta que se disolvió. Esta es la estrategia que la derecha siempre ha usado, y no resultaría extraño que ARENA la vuelva a utilizar como lo hizo cuando se separaron los “renovadores” de los “ortodoxos” del FMLN hace poquísimos años. El dicho está bien estructurado: “divide y vencerás”. Los tiempos han cambiado, y el FMLN debe aceptarlo. Las ideas que proponían el comunismo real y el materialismo histórico, aunque no guste, han fenecido. Especialmente en un país como el nuestro, en el que las izquierdas han permitido gobernar por muchos años a la derecha y que se ha convertido en capitalista y pro-mercado. Si esto se olvida, y se pretende empezar a replantear “el comunismo para El Salvador”, estamos perdidos. Se estará impulsando, a la vez, la desunión de la coalición y fomentando “el miedo a la Siguanaba” o Miedo Rojo.

La izquierda salvadoreña, en conjunto, tiene la suficiente fuerza como para sacar del poder a ARENA. Esta coalición puede ser, si se lo propone, otra preocupación para los areneros, como lo ha sido la eventual candidatura de Mauricio Funes para disputar la presidencia de la República. Recordemos que si la izquierda actúa separada hay más probabilidades de que ARENA vuelva al poder, y lo trágico es que muchos analistas pronostican que si la derecha vuelve a ganar probablemente tengamos gobierno arenero para otros veinte años más. Nótese también que los movimientos progresistas están ganando en muchas partes de Latinoamérica. Hay que aprovechar este fenómeno único en la historia reciente. No hay que permitir que los medios de comunicación que están a favor del actual modelo gubernativo tengan material para desacreditar a los izquierdistas, que ya lo están empezando a hacer (si no miren cómo esta siendo meticulosamente usado el caso de RCTV por los medios).

Hay que tener algo muy presente. El Dr. Dada Hirezi ha recomendado unirse “y una vez en el poder” resolver lo demás. Esta puede ser una opción, pero muy peligrosa. Puede llamar a conflictos en un eventual gane de la izquierda, y llegar a terminar con la imagen de los partidos de izquierda en el poder, a tal punto que sería el primer y último periodo presidencial que ganarían. El acuerdo debe ser antes. Tienen suficiente tiempo para discutir los puntos y puestos que ocupará cada cual si se llegara al poder. Hay suficiente gente. Mientras unos coordinan la campaña otros discuten los temas sobre repartición de poder, etc. Una cosa que no debe olvidarse es que también deben trabajar en la Asamblea, ya que si no lo hacen y se dedican solo a la precampaña electoral, como lo está haciendo ya ARENA, corren el peligro de ir botando su imagen. En dos años bien se pueden poner de acuerdo con la repartición de poder, coordinar campaña y seguir trabajando duro en la Asamblea y las Alcaldías que ya poseen para que la imagen de la coalición se fortalezca cada vez más, en detrimento de la derecha. Trazado esto, el resto es pan comido.

Solo esperamos que al Frente no se le meta en la cabeza volver a hablar de ser un partido que cree en el comunismo. Esto no resulta en El Salvador, entendámoslo. Aun cuando a muchos les parezca que lo mejor sería ser un país comunista o socialista, no se puede utilizar ese léxico para campaña electoral. El miedo a estas palabras que muy bien han cultivado las derechas (las militares y las civiles) ha producido ya sus frutos. El miedo ha sido siempre el arma que ha tenido en mano ARENA. El FMLN lo ha denunciado antes, osea que lo entiende. Las campañas de miedo areneras dudo mucho que dejen de ser utilizadas y por consiguiente se debe de eliminar cualquier palabra que haga referencia a comunismo o socialismo en los manuales de estilo de la eventual coalición. Hay que hablar de bienestar social, más salud, educación, NO USAR EL ARGUMENTO DE QUITAR EL DÓLAR Y PONER EL COLÓN porque ya esto es ponerse una soga al cuello, pero si de la reestructuración de los sueldos, del control del precio del petróleo, de traer petróleo y gas natural más barato de Venezuela, de establecimiento de intercambio comercial con los países latinoamericanos, NO USAR LA IMAGEN DEL PRESIDENTE VENEZOLANO HUGO CHAVEZ, ya muy mala imagen le han dado los medios.

Si tan solo la dirigencia del frente leyera esto, que no lo dudo pero dudo que lo entiendan, e hiciera caso otro gallo cantaría en 2009. Lastimosamente tenemos un partido progresista que no escucha consejos y que se cree el mejor para decidir sus estrategias pero que no conoce lo que aquí afuera, en el mundo real en el que andamos las personas del común, se dice o habla de sus estrategias. PENSEMOS.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s